¿La copa menstrual puede causar un prolapso uterino?

¿La copa menstrual puede causar un prolapso uterino?
Antes de empezar, veamos qué es un prolapso uterino.

El prolapso uterino ocurre cuando los músculos y ligamentos del piso pélvico se estiran y se debilitan al punto de ya no brindar suficiente soporte para el útero. Como resultado, el útero se desliza hacia abajo o sobresale de la vagina.

El prolapso uterino puede ocurrir en mujeres de cualquier edad. Pero a menudo afecta a mujeres posmenopáusicas que han tenido uno o más partos vaginales.

Ésta, es una de las razones por la que los ejercicios del suelo pélvico como los Kegel son tan importantes.

Causas

  • Embarazo
  • Trabajo de parto y parto difíciles o trauma durante el parto
  • Parto de un bebé grande
  • Tener sobrepeso u obesidad
  • Menor nivel de estrógeno después de la menopausia
  • Estreñimiento crónico o esfuerzo al defecar
  • Tos crónica o bronquitis
  • Levantamiento pesado repetido

¿Y la copa menstrual?

El uso de la copa menstrual no se ha relacionado con los prolapsos pélvicos en ningún estudio y una revisión de las copas menstruales en la revista médica Lancet en 2019 las consideró seguras.

La clave para usar una copa menstrual de manera segura es quitarla asegurándose de romper el sello de vacío antes de tirar la copa suavemente hacia abajo y afuera. Si tienes un prolapso, consulta con tu médico para asegurarte de que puedes usar una copa menstrual, pero también tú misma debes notar si te resulta incómodo.

Uno de los beneficios de usar una copa menstrual es que estás más en contacto con tu cuerpo. Muchas personas solo se dan cuenta de que tienen prolapso una vez que comienzan a usar una copa menstrual. Consulta a tu médico si tienes alguno de los síntomas de un prolapso o si notas un bulto en la vagina o alrededor de ella. Los síntomas generalmente se pueden mejorar con ejercicios del piso pélvico y cambios en el estilo de vida, pero a veces se necesita tratamiento médico.

Síntomas

El prolapso uterino leve generalmente no causa signos ni síntomas. Los signos y síntomas del prolapso uterino de moderado a severo incluyen:

  • Sensación de pesadez o tirón en la pelvis.
  • Tejido que sobresale de tu vagina
  • Problemas urinarios, como pérdida de orina (incontinencia) o retención de orina
  • Dificultad para defecar
  • Sentirse como si estuviera sentado sobre una pequeña bola o como si algo se cayera de su vagina
  • Preocupaciones sexuales, como una sensación de holgadura en el tono de su tejido vaginal

A menudo, los síntomas son menos molestos por la mañana y empeoran a medida que avanza el día.

Prevención

Para reducir el riesgo de prolapso uterino, puedes:

 

  • Realizar ejercicios de Kegel con regularidad. Estos ejercicios pueden fortalecer los músculos del piso pélvico, lo que es especialmente importante después de tener un bebé.
  • Tratar y prevenir el estreñimiento. Beber muchos líquidos y comer alimentos ricos en fibra, como frutas, verduras, frijoles y cereales integrales.
  • Evitar levantar objetos pesados y levantarlos correctamente. Al levantar, usa las piernas en lugar de la cintura o la espalda.
  • Controlar la tos. Obtener tratamiento para la tos crónica o la bronquitis y no fumar.
  • Evitar el aumento de peso. Habla con tu médico para determinar tu peso ideal y obtén consejos sobre estrategias para bajar de peso, si es necesario.

Leave a comment